jueves, 22 de octubre de 2009

Sabor a fruta verde

Si, sabor a fruta verde en mi.
El destino no hace su parte, la hacemos nosotros,
con nuestros actos, nuestras decisiones,
por más miedo que tengamos al tomarlas,
por más desconocido que sea el futuro.
"si la amas déjala ser, si la quieres déjala volar"
Duele,
pero más duele sostener algo que no se palpa, que no se comparte.
Ese sano egoísmo que nos hace como personas
que nos sostiene, hace que nos equivoquemos y que aprendamos.
El amor es amplio, acotado, sano y enfermizo a la vez.
Resignar para compartir, para vivir una vida
Buscar, querer encontrar una solución
Saber frenar y poder observar, para encontrar.
Querer... cosa complicada.

1 comentario:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar